Las nuevas medidas para viajar en avión con comida de bebé

Los que hayan viajado en avión con bebés esta semana ya saben de qué se trata. Para los que no, les explicamos un poco cómo funcionan las nuevas medidas de seguridad en los aeropuertos europeos a la hora de viajar con la comida del bebé.

La normativa no permite llevar líquidos en envases de más de 100 ml, pero la comida de bebé, junto con las medicinas y los alimentos dietéticos que se vayan a consumir en el viaje son la excepción.

Lógicamente, si viajamos con el bebé necesitamos llevar su comida (ya sea potitos, purés, biberones de leche o de agua) en el equipaje de mano justamente para eso, tenerlos a mano por si el bebé tiene hambre.

Se puede, claro. No más faltaba que no pudiéramos alimentar a nuestros hijos en vuelo. Pero eso sí, debemos llevar los potitos, biberones y demás separadamente, fuera de la bolsa transparente para enseñarlos en el control de seguridad.

También puede que el personal de seguridad nos haga comprobar “in situ” la autenticidad de los productos. Hubo padres que tuvieron que “catar” los potitos de su bebé para demostrar que no se trataba de “sustancias peligrosas” sino de inofensivos purés de verduras.

¿Y qué pasa si te niegas a probarlos? Desde luego yo no probaría ni loca la leche de mi bebé. Bueno, ni esa ni ninguna otra porque odio la leche.

El contratar seguro viaje le dara tranquilidad durante todo el viaje.

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/las-nuevas-medidas-para-viajar-en-avion-con-comida-de-bebe/

Normativa de la UE para los vuelos: las sillitas de bebés pasan

Seguridad aeropuerto

Se ha hecho pública la nueva normativa de seguridad en aeropuertos europeos, y entre los cambios apuntados alguno que afecta al mundo de los bebés que tal vez interese a nuestros lectores más viajeros.

Seguro que os han hecho plegar o desmontar el carrito del bebé para pasarlo por el escáner en el caso de que se haya podido llevar hasta la puerta de embarque (cosa que, afortunadamente, se permite en muchos aeropuertos).

Pues bien, aunque se mantienen los registros por separado de ordenadores, abrigos y chaquetas, en el nuevo reglamento se elimina cualquier referencia a la inspección de sillitas infantiles y de sillas de ruedas. Aunque veo lógico que los carritos de bebés sí tengan que pasar bajo el arco de seguridad, tal vez ahora no los hagan plegar para pasar por el escáner.

En cuanto al equipaje de mano, como es lógico, se sigue permitiendo subir los líquidos de biberones y preparados alimenticios infantiles o medicinas necesarios para el viaje (ida, estancia y vuelta), aunque cuidado si en el equipaje de mano llevamos algún juguete con forma de arma.

A mí no me gustan nada esos juguetes, pero lo cierto es que son muy habituales, y seguro que a todos nos ha hecho gracia una pistola de agua en la piscina o en la playa… Pues estos juguetes están prohibidos en el equipaje de mano, ya desde la anterior normativa, junto a otros 66 artículos. Las “pistolas de juguete de cualquier tipo” y las pistolas de bolas están prohibidas.

Así que ya sabéis, si vuestro hijo o hija no se puede separar de esa pistola de agua… mejor facturarla en la maleta.

Se debe contratar seguro viaje para estar más tranquilo a la hora de volar.

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/normativa-de-la-ue-para-los-vuelos-las-sillitas-de-bebes-pasan/

Viajar con bebés: en avión

Uno de los medios de transporte más utilizados para viajar en la actualidad es el avión. Las múltiples opciones de rutas y tarifas nos permiten llegar en poco tiempo a casi cualquier lugar en forma más o menos accesible.

Las condiciones de viaje también han cambiado con los tiempos. Son muchas las razones que han ido estableciendo reglas muy específicas para el transporte aéreo actual.

La seguridad es uno de ellas y debemos considerar los controles y requisitos de embarque como un medio de protección de todos frente a posibles situaciones de peligro. Son molestos, sí. Nos llevan tiempo, sí. Pero es necesario viajar con el marco de seguridad más amplio posible.

Para pasar con comodidad los controles de seguridad del aeropuerto deberemos respetar la hora de presentación que nos informe la compañía aérea al realizar la reserva. En vuelos domésticos, los embarques suelen cerrarse 45 minutos antes de la salida del vuelo. Sabemos que cuando nos movemos con un bebé, cualquier trámite lleva más tiempo. Tengamos en cuenta ésto para llegar con suficiente antelación a la terminal aérea. El contratar seguro viaje tranquiliza al viajero.

Viajar aeropuerto

En vuelos de largo recorrido, el tiempo puede ampliarse dependiendo de la ruta y de la compañía. Por lo que deberemos considerar este tiempo para organizar el tiempo muerto de espera en el aeropuerto. ¿Necesitaremos darle de comer al bebé? ¿Le tocará la hora de la siesta? Habrá que cambiarle los pañales, seguramente. Organicemos los “extras” para no tener que cargar con ellos. Llevemos en una simple bolsa uno (o dos) pañales descartables y lo que vayamos a consumir antes del pre-embarque.

¿Una emergencia? Recordemos que después de pasar los controles de seguridad, tendremos baños, lugares de comida y tiendas en el sector de Embarque, antes de subir al avión. Lo que compremos allí (agua, por ejemplo), ya no debe pasar por nuevos controles.

Para evitarnos dolores de cabeza y tener que desarmar el equipaje de mano en el control de seguridad, recomiendo tener muy presente el reglamento de seguridad vigente para aeropuertos europeos.

Por ejemplo: dentro de los objetos que NO se pueden llevar en el equipaje de mano, se incluyen las pistolas de juguete. Parecerá una tontería, pero por un simple entretenimiento para nuestro pequeño aspirante a policía, podemos perder el vuelo.

Nos hemos ido acostumbrando a volar con una bolsita en la mano donde mostramos a todos nuestros productos más personales. Muy importante a tener en cuenta es el tema de los líquidos.

En la normativa para el transporte de líquidos se establece que en dicha bolsita irán las bebidas, sopas y la comida de nuestro bebé.

Con respecto a consideraciones generales para viajar en avión con niños, sepamos que las compañías aéreas consideran “bebé” (infoa, en el lenguaje aeronáutico = infante acompañado) a toda personita menor de 2 años. Estos “mini-pasajeros” no tienen derecho a asiento pero pagan seguros de viaje y llevan su propia tarjeta de embarque. El bebé irá siempre en la falda de un adulto y hay cinturones de seguridad especiales para ello.

A partir de los 2 años y hasta los 12 no cumplidos, nuestro hijo es un “menor” (child) y ya tiene derecho a asiento propio. Paga una tarifa diferencial dependiendo del trayecto, lleva franquicia de equipaje propia para despachar en bodega y su tarjeta de embarque.

A partir de los 2 años, un niño puede viajar solo. Se le considera un UM (unaccompanied minor) y las empresas aéreas tienen protocolos muy estrictos para el transporte de los mismos. Un adulto responsable debe hacer el embarque con el menor declarando los datos personales del adulto que irá a recibirlo en el destino y que deberá, por supuesto, acreditarse fehacientemente para retirar al mismo.

A partir de allí el niño está identificado y bajo la atención de personal especial de la empresa. Durante el vuelo, los UMs se sientan en los primeros asientos a un paso del lugar de los asistentes de abordo.

Por casos de fuerza mayor, puede darse el caso de que un niño pequeñito deba viajar en estas condiciones. Los padres en esta situación deberán hacerse cago del costo del billete para que personal de la empresa se haga cargo del niño y le lleve consigo personalmente.

A lo largo de mi carrera de agente de viajes, no he tenido muchos casos como éste, naturalmente. Pero los padres que deban enfrentarse a un tema así, sepan que las compañias aérea proveen este servicio que les dejará más tranquilos.

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/viajar-con-bebes-en-avion/

Tips para Viajar y Disfrutar

Muchos se han preguntado, que se debe hacer al viajar en avión por primera vez, cual es el primer paso llegando al aeropuerto y cómo hacer para que su viaje sea tranquilo y no un momento que le genere nervios al viajero.

A continuación, los pasos prácticos para que su viaje en avión pueda disfrutarlo al máximo:

1. Recuerde que para viajar en vuelo nacional debe llegar 2 horas de anticipación a la salida de su vuelo y 3 horas antes, cuando es vuelo internacional.

2. Una vez esté en el aeropuerto, lleve a la mano su tiquete aéreo y su pasaporte.

3. Averigüe una vez llegando al aeropuerto o con anticipación a la agencia de viajes o aerolínea, si tiene que pagar algún tipo de impuesto aeroportuario y si éste debe pagarlo directamente en la aerolínea o en la  Oficina de Impuestos Aeroportuarios. Visite esta guía para saber cuánto debe pagar por impuesto según su destino: http://www.aeropuertosdelmundo.com.ar/

4. Diríjase al counter de la aerolínea por la cual va a viajar y realice su check in, esto significa que usted debe pasar su equipaje para que éste sea pesado y etiquetado. Allí debe mostrar su tiquete aéreo (muchos ya son electrónicos) igualmente debe mostrar su pasaporte. No olvide pedir la tirilla para marcar su equipaje de mano y no lleve equipaje pesado, ya que será multado. El peso permitido es de 23 kilos por maleta.

5. Una vez tenga su pasabordo, debe tener muy presente la hora en la que debe estar en la sala de espera, igualmente el número de la sala donde debe estar y asimismo, averigüe donde queda la salida hacia el muelle nacional o internacional, según sea el caso.

6. Importantísimo, trate de no llevar tanto equipaje de mano, ya que éste será previamente revisado. No lleve alimentos en su equipaje de mano, tampoco armas corto punzantes como navajas, limas metálicas, corta uñas, entre otros. Ni tampoco lleve en su equipaje, frascos de vidrio ni frascos en aerosol como perfumes, ya que todo esto será decomisado.

7. Una vez entre al muelle internacional o nacional, debe presentar en la puerta su pasabordo, tiquete aéreo y pasaporte. Para vuelo nacional, mostrar la cédula de ciudadanía o identificación.

8. De allí pasará a migración, esto quiere decir que debe pasar por unos cubos plásticos su equipaje de mano que será revisado por los rayos X y usted debe quitarse todo lo que sea metálico, como monedas, cinturones, aretes, collares, entre otros.

9. Una vez pase por este proceso, pasará a migración, donde le preguntarán quien es usted, a donde viaja y a que viaja. Revisarán su pasaporte. Este proceso para muchos, es causante de muchos nervios, no infunda miedo, ni se sienta atemorizado, ya que podría tornarse sospechoso, y si usted no hace nada malo, no tiene porqué sentirse así.

10. Luego de este proceso, usted debe iniciar la búsqueda de la sala correspondiente, misma que está escrita en el pasabordo, es decir, no debe memorizarla. Cuando llegue a la sala, un asistente de vuelo estará en la puerta revisando los pasabordos. Entre, tome asiento y espere que los asistentes de vuelo den las indicaciones para comenzar a subir al avión.

11. Una vez esté en el avión, busque la silla que le corresponde o pida ayuda a la azafata. Ubique su equipaje de mano en los compartimentos que están ubicados en la parte de arriba de las sillas. Tome asiento, abroche su cinturón, preste atención a las indicaciones de seguridad del mismo.

12. No olvide viajar con ropa cómoda, llevar un suéter ya que dentro del avión colocan el aire acondicionado para evitar la presurización del avión y hace muchísimo frio.

13. Si se siente nervioso, tome un calmante antes de viajar y medicamentos que eviten que se enferme del estómago.

14. Y recomendable, lleve un libro, un iPod, aproveche ver las películas que el avión ofrece a sus pasajeros como parte de la diversión de viajar y si es una persona sociable, hable con sus compañeros de viaje, esto evitará que sienta que es eterno el viaje.

15. Y no deje de disfrutar de su viaje. Dentro del avión es muy poco el movimiento del mismo, se recomienda viajar en la noche para que no se mueva el avión por las turbulencias.

16. No olvide contratar seguro viaje para viajar con mayor tranuilidad.

 

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/tips-para-viajar-y-disfrutar/

¿Vas a viajar por primera vez en avión?

Cuánto y disgustos se ahorraría si conociera de antemano la forma de resolver la gran cantidad de problemas que se presentan durante los en avión! Entonces, para que no le vuelva a suceder lo de aquella vez… lea lo siguiente. Muchas compañías de vuelos de cabotaje, no especifican los términos del contrato de vuelo en los boletos, sino que solo brindan “términos de referencia”. Esto es totalmente legal, pero sin embargo, las compañías están obligadas a disponerle (gratuitamente) el texto completo de su contrato, si usted lo solicita. En los vuelos internacionales, no se suelen solicitar las condiciones y reglas de vuelo detalladas, ya que están previamente estipuladas bajo regulación gubernamental. Pero aquí también, los funcionarios de la línea aérea deben responder todas sus preguntas respecto a tarifas, servicios, horarios y seguros de vida. Y nunca debe avergonzarse de hacer cualquier tipo de preguntas. Cancelaciones y cambios de fecha Al hacer una reserva, pregunte siempre por las multas que se aplican por cambiar o cancelar una fecha de vuelo. Suele suceder que los boletos más baratos, son los que más cobran en este tipo de situaciones, por lo que debe optar por ellos solo si está seguro de la fecha en que viajará. En caso contrario, consulte los diferentes precios de cada compañía, y elija el que más se ajuste a sus necesidades. Contrate seguro viaje. Si su vuelo se ha cancelado, pida a los funcionarios de la línea aérea que le asignen un asiento en el próximo vuelo disponible, pero cerciórese de que posea los mismo beneficios, (sin o con pocas escalas, la clase que usted eligió o una mejor, el servicio de comida que le iban a brindar, etc.). Si no los tiene, reclame su correspondiente retribución. Lea siempre las condiciones de vuelo en la parte posterior de su boleto. Esto explica sus derechos y responsabilidades como pasajero, así como las de la línea aérea, referentes a ubicaciones, asientos, y perdida o rotura del equipaje. Cuando los vuelos están completos, los representantes de las líneas aéreas suelen pedir voluntarios para que viajen en otro vuelo. Si usted se ofrece, asegúrese de que cualquier arreglo por “indemnizaciones”, quede escrito. Las leyes de obligaciones de remuneración por parte de la compañía, están disponibles en todos los centros de expendios de pasajes del aeropuerto. Si su equipaje se pierde o se daña durante el vuelo, tiene derecho a reclamar hasta un máximo de $ 1.250 por la perdida de las valijas, y hasta $ 400 por los objetos dañados del equipaje abierto. Muchas líneas aéreas ofrecen un seguro de “valor excedente” para los equipajes cuyo valor supere los $1.250. Lea cuidadosamente los términos del contrato, para calcular exactamente de que está cubierto y de que no, y bajo qué circunstancias usted puede recibir la remuneración. Descuentos Si más del 90 por ciento de todos los tickets de vuelo son emitidos con descuento… ¿por qué no lo será el suyo? Para esto, antes de llamar directamente a la línea aérea, consulte con una agencia de viajes autorizada, que suelen tener los mejores precios de mercado, y muchos de ellos con grandes descuentos, por: Días y horarios de descuento: Son los vuelos que salen entre el mediodía del lunes y el mediodía del jueves, y del mediodía del sábado al mediodía del domingo. Vuelos fuera de temporada: Dependen de la fecha y del destino que usted elija. La mayoría de las compañías aumentan el número de pasajes rebajados durante las temporadas bajas. Consúltelo con su agente de viajes. Descuentos por compra adelantada: Usted conseguirá los precios más bajos si compra sus boletos por adelantado, es decir con mas de dos semanas. Como señalamos anteriormente, debe estar muy seguro de que realizará su viaje, ya que de cambiarlos, perderá entre el 50% y el 100% del precio del boleto. ¿Miedo de volar? Según las estadísticas, volar es 20 veces más seguro que conducir un auto. Pero más allá de esto, puede reducir los riesgos y las preocupaciones si realiza vuelos directos sin escalas, ya que el 80% de los accidentes de aviones ocurren durante el despegue y el aterrizaje. Al realizar vuelos sin escalas, podrá evitar gran parte del tráfico de pista de los aeropuertos. Elija los vuelos de la mañana, donde los pilotos están más frescos. En lo posible, evite viajar en las líneas aéreas que venden sus boletos muy por debajo del precio de mercado, ya que pueden estar atravesando alguna crisis financiera, por lo que bajan los cuidados que se le dan a los aviones. Elija también el asiento más seguro, que suele ser cerca de un pasillo o de una salida de emergencia. No use tacos altos, pues le dificultarán el movimiento. Use ropa de lana de algodón, no-sintética. Evite abordar los aviones durante tormentas, truenos, o cualquier tipo de condición climática adversa. Cuando esté en el aire, lea el tríptico de seguridad que se encuentra frente a su asiento. Estudie detalladamente cómo se utiliza la máscara de oxígeno. No deje de usar en ningún momento el cinturón de seguridad, y lleve el mínimo equipaje posible. Evite consumir cafeína, azúcar, y alcohol, antes y durante el vuelo. Si puede, ubique al comandante del vuelo y formúlele todas las preguntas que crea necesarias, aun las que considere más tontas. Camine alrededor de la cabina y hable con los demás pilotos. Tenga pensamientos positivos. Realice respiraciones profundas, haga flexiones y elongaciones, y evite las ideas perjudiciales. Retrasos en la partida Suelen darse debido al mal tiempo, sobreventa de pasajes, problemas en el aeropuerto, y por fallas mecánicas de los aviones. Las líneas aéreas no están obligadas a resarcir monetariamente a los pasajeros por demoras en las partidas, así como por los viajes cancelados (sí deben otorgarle alojamiento y un vuelo alternativo). Tenga en cuenta lo siguiente: Antes de dirigirse al aeropuerto, realice un llamado para confirmar si el vuelo va a salir a tiempo. Considere como relativamente “normal” un retraso de media hora para los vuelos de cabotaje, y de hasta dos horas cuando los aeropuertos están congestionados. Si su vuelo se ha cancelado o retrasado mucho, y usted tiene una emergencia, como un familiar enfermo, salidas de un crucero, etc., hable con un representante de la línea aérea, para que lo asista y ayude (Pueden llegar a otorgarle un pasaje para un vuelo de otra compañía, que salga en ese momento). Consulte con el personal de la línea aérea que tipo de servicios proporcionan en el vuelo alternativo. Pregunte por las comidas que se dan, y si se pueden realzar llamadas por celular. Evite de viajar en las “horas pico”. Vuelos llenos Muchos aviones tienen sus asientos completos, por lo cual solicitan “voluntarios” que acepten retrasar sus vuelos, por lo que se los suele compensar. Si no esta apresurado, esta es una buena opción, ya que suelen reintegrarle parte del pasaje y otorgarle un muy buen hotel para pernoctar. Sin embargo, debe corroborar cual será este hotel, la línea aérea en la que viajará, que ubicación de asiento tendrá, y como será el servicio (comidas, obsequios, transporte desde el aeropuerto, etc.). Esto se puede estipular previamente. Problemas con las reservas Si no han cumplido con una reserva previamente realizada, debe exigir una declaración escrita de sus derechos. Con frecuencia, estos certificados le dan derecho a un reintegro de una parte del costo del pasaje. De cualquier forma, si la línea aérea le consigue un vuelo solo una hora mas tarde, no tienen la obligación de remunerarla. Si se lo consiguen en el plazo de dos horas (cuatro en vuelos internacionales) deben pagarle el precio que ya han estipulado, que nunca será mayor a los $200. Esta cifra se duplica, si la espera supera esas dos horas (o cuatro en vuelos internacionales). Para poder acceder a esta remuneración, usted debe tener una reserva confirmada, y la información sobre el lugar y la fecha en que fue realizada, así como el plazo de compra estipulado. Si usted no cumplió con ese plazo, usted puede haber perdido su reserva y su derecho a ser “indemnizado”.

Al contratar un seguro de viaje o asistencia al viajero viajará más tranquila/o.

 

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/vas-a-viajar-por-primera-vez-en-avion/

Trucos para viajar en avión

Llegar agotada y sin fuerzas después de un largo viaje en avión puede arruinar los primeros días de vacaciones. Si quieres aterrizar fresca y descansada, lee con atención estos consejos.

A la hora de viajar contrata un seguro de viaje para que sea más tranquilo y relajado el trayecto. Tan importante es preparar la maleta como tu cuerpo para llegar a tu destino lo más fresca posible. Antes de salir – Aplícate abundante crema hidratante. – Evita el maquillaje. No aguantará bien a 12.000 metros de altura. – Hidrata también tu cuerpo. Con la presión y altitud te deshidratarás. – Viaja ligera. Decídete por llevar una sola maleta con ruedas. Durante el vuelo ¿Qué me pongo? – Viste prendas amplias. Nada de ropa ajustada, sobre todo si es una talla pequeña, ya que con la disminución de la presión, nos hinchamos. – Lo mejor para los viajes largos es vestir un pantalón tipo pijama o uno de lino y corte ancho, con un jersey. Es conveniente vestirse con varias prendas para adaptarse a los distintos cambios de temperatura. – Escoge un sujetador sin aros, para que no se te clave ni moleste. – En los vuelos superiores a seis horas, si no quieres tener las piernas pesadas, lleva contigo un escabel (o un bolso que puedas pisar) para poder mantenerlas en alto. Si tienes problemas de varices, consulta con tu médico. – Respecto al calzado, lleva zapatos flexibles y a ser posible que te estén un poco grandes. Evita descalzarte, ya que los pies suelen hincharse durante el trayecto y, a lo mejor, luego no te puedes volver a poner los zapatos. – Si llevas lentillas, quítatelas y ponte gafas, porque se te resecarán los ojos. – No lleves medias de lycra, que oprimen la pierna y dificultan la circulación. Mejor unos calcetines de algodón. ¿Qué bebo? – Bebe, bebe y bebe para contrarrestar el aire seco de la cabina. Para un viaje largo son necesarios como mínimo dos litros de agua. Lleva tu propia botella de agua mineral –no es cuestión de estar llamando a la azafata cada cuarto de hora–. – Evita las bebidas que contengan gas, el alcohol y la cafeína. La hora del sueño – Di no a los antifaces de material sintético: mejor los de algodón o de seda. Trucos de relajación – No cruces las piernas. – Estírate como un gato. – Cada hora, levántate y camina. – Flexiona los tobillos tan a menudo como te sea posible. También intenta separar los dedos todo lo que puedas. – Si te pones nerviosa al despegar, al aterrizar o cuando se producen turbulencias, puedes hacer algunas de estas actividades: dar un paseo por el avión, ver películas, conversar, escuchar música relajante, coser, dibujar, hacer crucigramas o pasatiempos… – En situaciones de ansiedad, es muy importante una respiración intensa, lenta y profunda para eliminar la sensación de fatiga muscular y de nerviosismo. Consejos de belleza – Hidrata de vez en cuando tu piel y tus labios con una crema nutritiva. – Para evitar los ojos rojos e hinchados, aplícate una máscara relajante impregnada en gel. Las encontrarás a la venta en farmacias, perfumerías o en grandes superficies comerciales. Antes de aterrizar- La toallitas desmaquillantes devuelven la frescura a la piel en un tiempo récord. Además, al ser tan suaves son perfectas para refrescar las axilas antes de usar el desodorante. – También puedes optar por los vaporizadores con agua termal, que borran los signos de cansancio y el aspecto apagado de la piel. – Maquíllate ligeramente (basta un poco de colorete de un color suave, máscara de pestañas waterproof y brillo de labios), perfúmate con un poco de agua de colonia fresca y mastica algunos caramelos de menta para refrescar el aliento. ¡Y ya estás lista para disfrutar de tu merecido descanso! Cuando contrates seguro de viaje ten en cuenta el seguro médico y sus recomendaciones.

Los secretos de las modelos – En el avión, nunca toman la misma comida que el resto de los mortales. El plato perfecto: prepara un pequeño pica-pica. Todo debe ser muy ligero: crackers, frutas, ensalada de legumbres… Da prioridad a la fibra y sobre todo no tomes nada de grasa: carnes, quesos… – Después de un largo trayecto en avión, la top Naomi Campbell acude a algún lujoso SPA. Cuando vuela a Japón, su favorito es el Tokyo Beauty Center. Otra solución –mucho más asequible– es darte un baño caliente con sales relajantes. – Elle Macpherson nunca sale de viaje sin una pashmina. Este chal es el accesorio obligatorio para soportar el frío del avión.

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/trucos-para-viajar-en-avion/

Cómo Hacer la Valija Perfecta

Antes de salir de viaje, para la mamá de la casa sólo pensar en hacer la maleta puede ser motivo de estrés. Es hora de perder miedo a la maleta y hacerla con eficacia y estilo, y sin agobiarse.

Te propongo una serie de pasos sobre cómo hacer la maleta de viaje, de manera que consigas el mayor numero de looks posibles cuando llegues a tu destino, con el mínimo peso en la maleta y sin olvidar nada. Recuerda que el seguro de viajes que contrataes prevee un seguro para tu maleta.

Requisitos imprescindibles:

1.- No cargues con un maletón enorme. Normalmente llevamos demasiadas cosas que luego no utilizamos. Es mejor ir ligera de equipaje.

2.- Antes de hacer la maleta haz una lista con todo lo que vas a llevar a tu destino, teniendo en cuenta donde vas, qué temperatura hace, por cuanto tiempo estarás y qué vas a hacer allí.

3.- Llevar prendas que combinen entre ellas, de manera que obtengas el máximo numero de looks de moda con las mínimas prendas posibles.

Cómo montar la maleta:

Para aprovechar el espacio hay que ser ordenada y saber colocar todo en el mejor lugar.

Empezaremos por meter lo que mas pesa y menos se arruga. Lo primero deben ser los zapatos (aislados en bolsas para no ensuciar la ropa) y los neceseres de aseo personal. Es imprescindible colocarlos en el lado de las ruedas. Así, cuando levantes la maleta el peso de los zapatos o neceseres va abajo del todo y no aplasta y mueve lo demás.

Los neceseres y zapatos no son cuadrados, por tanto, rellena los huecos entre ellos con complementos que también pesen, como cinturones, cepillo del pelo, líquido de lentillas (dentro de una bolsa con cierre), cámara de fotos…etc.

Dentro de zapatos o botas tienes un espacio rígido, donde puedes meter cosas que no quieres que se rompan (por ejemplo un collar de cristales de Swarowsky), o aprovechar ese espacio para guardar tu ropa interior.

Lleva solo un par de zapatos de repuesto. Recuerda que llevas unos puestos en el viaje. Es lo que mas ocupa y lo que mas pesa. No necesitas un par para cada día. El calzado debe ser, ante todo, cómodo.

Encima de los zapatos y neceseres coloca los vaqueros, leggings o pantalones de algodón. Recuerda colocar los zapatos encarados el uno hacia el otro. Así se cubren los huecos entre ellos y vas construyendo una maleta plana.

Luego guarda los jerseys o rebecas. Puedes guardarlos enrollándolos como un cilindro para que ocupen menos y no se arruguen.

Las camisetas y camisas (en este orden), tienen que ser lo último, colocándolas después del pijama o camisón, ya que este ultimo no tiene por que estar perfectamente planchado.

Enrolla también las camisetas ya que así ocupan menos y al desenrollarlas aparecerán más planchadas que de otra manera. La mayoría de las asistentas de vuelo llevan su ropa enrollada porque solo les permiten llevar una maleta muy pequeña a bordo. Abrocha siempre los botones de las camisas, especialmente los cuellos, para que no se abran.

Sigue rellenando huecos vacíos con los complementos, como ropa interior, paraguas, cargadores de móvil, guantes o fulares, que además impiden que el resto se mueva. El fular es un complemento que nos saca de cualquier apuro, abriga el cuello o adorna la vestimenta.

No olvides meter una bolsa vacía, para rellenarla con la ropa sucia en el viaje de regreso. Si tienes pensado realizar compras allí deja espacio para ellas.

 

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/como-hacer-la-valija-perfecta/

Cómo vestirse para viajar en avión

Hubo un tiempo en que viajar en avión significaba vestirse para la ocasión, y veíamos fabulosas mujeres caminando a tomar su vuelo con sus tacones altos, impecables trajecitos, maquillajes perfectos y algunas hasta con sombreros. Hoy en día, con las condiciones de viaje cada vez menos amigables en aeropuertos y aviones, el glamour parece haberle cedido su lugar a la comodidad.

Sin embargo, existen alternativas para vestirte trendy y cómoda al mismo tiempo. Ten en cuenta estos consejos a la hora de planificar tu próximo viaje, escoge tus prendas con inteligencia y aléjate de todo aquello que pueda atentar contra un vuelo relajado y sin complicaciones. ¡Toma nota! Al contratar un seguro de viajes acesorate sobre este punto.

Los colores y los materiales

Busca ropa en colores oscuros para evitar manchas y roces, sobre todo si vas a embarcarte en un viaje largo y con escalas. Prefiere materiales flexibles, como el algodón, y evita la seda, el raso y los brillos en general.

En los pies

Olvídate de los stilettos, aun si viajas en primera clase. En este caso, prefiere unos tacones cuadrados no muy altos, que son más cómodos y manejables a la hora de caminar largos trayectos, y siempre quedan elegantes. Puedes optar también por unas plataformas medianas.

Las  botas son una excelente opción, prefiérelas chatas, o con un tacón bajo y cuadrado. ¿Mis preferidas para viajar? Unas nobles botas de gamuza negra con tacón de goma tipo wedge (o tacón chino),  que se ven elegantes, casuales y al mismo tiempo son muy cómodas, y una alternativa chic a las zapatillas deportivas.

Evita las flip flop, no sólo no se ven elegantes sino que además puedes sentir frío durante el vuelo, al igual que si optas por las sandalias. Una buena idea es llevar un par de calcetines en tu bolso de mano, para cuando estés cómodamente sentada en el avión.

El estilo ideal

Un look con el que siempre quedarás bien y te garantizará un viaje placentero es un equipo de chaqueta clásica, pantalones de jean y botas. Los pantalones harem son ideales para viajar, porque son holgados, y aún siguen vigentes.  Una blusa suelta, un pantalón de algodón y zapatos chatos. Prefiere siempre prendas amplias, aireadas y confortables.

Los pantalones cargo también son un excelente aliado. Combínalos siempre con zapatos o botas chatas, nunca con tacones. Son dos estilos que no se llevan bien. Escógelos holgados,  en materiales nobles como el algodón o el denim flexible, y combínalo con un suéter, una t-shirt y una chaqueta corta.

Evita en general  la ropa ajustada, que resulta muy poco conveniente para las horas que vas a pasar sentada.  Y ni hablar si tratas de dormir en el inhóspito asiento de los aviones. Aléjate también de las pantimedias de nylon, las minifaldas, y los vestidos strapless o con tirantes tipo espagueti.  Puedes pasar frío, además de ser incómodos.

El bolso de mano.

Las mochilas son una alternativa cómoda, aunque no siempre glamorosa. Prefiere un bolsón de mano extra grande, en un tamaño que sea manejable, y con suficientes bolsillos y compartimentos. Búscalo en un material flexible y colores oscuros. Evita llevar varios bultos pequeños, resulta incómodo y tendrás que estar pendiente de muchas cosas al mismo tiempo.

Asegúrate que tu bolso de mano tenga cierres, evita los que se cierran sólo con un botón dejando una gran abertura por la cual puedes perder cosas. Lleva sólo lo imprescindible, sobre todo si tienes un viaje largo y con conexiones. No querrás romperte la espalda ni caminar doblada por el peso de tu bolso.

Finalmente, recuerda que sentirte atractiva y elegante a la hora de viajar es importante, no sólo porque puedes ganarte un inesperado upgrade, sino para sentirte bien contigo misma. Pero la comodidad debe ser tu prioridad a la hora de escoger tu atuendo.

Otras páginas en la web
  • Vístete cómoda para ir a trabajar (en inglés)
  • Espléndida con un look invernal (en inglés)
  • Logra el look de Selena Gómez por menos dinero
Artículos en nuestra red
  • Ideas para festejar en San Valentín sin pareja
  • Bronceadores – Top 15 bronceadores para el rostro
  • Cómo ahorrar en la primera comunión
  • Sanación con cristales
  • Diez cosas a tener en mente al viajar en avión con niños

 

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/como-vestirse-para-viajar-en-avion/

Modelo de Poliza de Seguro Opcional

1. La garantía relativa a los gastos por anulación del viaje es la relacionada en este artículo, y tiene vigencia desde que la Compañía reciba la comunicación de inclusión del Asegurado por parte del Tomador del seguro, y finalizará en el momento del inicio del viaje (embarque en el medio de transporte colectivo utilizado en el viaje). La garantía no tendrá validez si no se contrata en el mismo momento que el viaje objeto del seguro.

2. La Compañía se hará cargo del reembolso de los gastos de anulación del viaje que se produzcan a cargo del Asegurado y le sean facturados por aplicación de las condiciones generales de venta de su proveedor, siempre que anule el viaje antes del inicio del mismo y por una de las causas siguientes:

a) Enfermedad o accidente corporal grave, o fallecimiento:

– Del Asegurado, o sus cónyuges, hijos, padres, abuelos, hermanos, suegros, yernos, nueras y cuñados. – De la persona encargada durante el viaje de la custodia, en la residencia habitual, de los hijos menores de edad o disminuidos. – Del sustituto profesional del Asegurado, siempre y cuando sea imprescindible que el cargo o responsabilidad deba entonces asumirlo el Asegurado.

b) Convocatorias, como parte, testigo o jurado de un Tribunal, salvo que conociese de la misma previamente a la contratación del viaje. Se presentará copia original de la convocatoria judicial o administrativa.

c) Daños graves ocasionados por incendio, explosión, robo o por la fuerza de la Naturaleza, en su residencia habitual o secundaria o en sus locales profesionales propios o alquilados que los hiciera inhabitables o con grave riesgo de que se produzcan mayores daños que justifiquen de forma imprescindible su presencia.

d) Despido profesional del Asegurado, no disciplinario. En cualquier caso, este contrato deberá haber sido suscrito antes de la comunicación por parte de la empresa al trabajador.

e) Anulación de la persona que ha de acompañar al Asegurado en el viaje, inscrita al mismo tiempo que el Asegurado, y asegurada por éste mismo contrato, siempre que la anulación tenga su origen en una de las causas enumeradas anteriormente. Si el Asegurado decidiera viajar en solitario, quedarán cubiertos los gastos adicionales en concepto de Suplemento Individual.

f) Incorporación a un nuevo puesto de trabajo en empresa distinta, con contrato laboral y siempre que la incorporación se produzca con posterioridad a la adhesión al seguro, y de la que no tuviese conocimiento en la fecha en que se realizó la adhesión.

g) Convocatoria para presentación a exámenes de Oposiciones Oficiales, recibidas con posterioridad a la adhesión al seguro.

h) Actos de piratería aérea, terrestre o naval, que imposibiliten al asegurado el inicio del viaje objeto del seguro.

i) Robo de documentación o equipaje que imposibilite al asegurado inicial su viaje, siempre y cuando se produzca en su domicilio, hasta 48 horas antes del inicio del viaje.

j) Conocimiento con posterioridad a la contratación de la estancia de la obligación tributaria de realizar una declaración paralela del IRPF, cuya cuota a liquidar supere las 100.000 ptas. (601,01 €).

k) La entrega en adopción de un niño.

l) La no concesión de visados por causas injustificadas.

m) Traslado forzoso del trabajo por un periodo superior a tres meses.

n) La llamada inesperada para intervención quirúrgica.

o) Cuarentena médica.

p) La declaración de zona catastrófica en el lugar de residencia del asegurado o lugar de destino del viaje.

q) La obtención de una estancia similar a la contratada en un sorteo público ante notario.

r) Retención policial del asegurado por causas no delictivas.

s) Enfermedades psíquicas o mentales que requieran más de siete días de hospitalización o internamiento.

3. Como Enfermedad Grave, además de lo expresado en II DEFINICIONES, se entenderá la alteración de la salud constatada por un profesional médico y que en opinión del equipo médico de la Compañía obligue a permanecer en cama al enfermo y le implique el cese de cualquier actividad profesional o privada.


Será obligación del Asegurado notificar, a su proveedor de viajes o a la Compañía, la anulación del viaje en cuanto tenga conocimiento del evento que la provoque, quedando la Compañía relevada de indemnizar los gastos o penalizaciones que se devenguen a partir del momento de dicho conocimiento si se incumple esta obligación.

Para reclamar la indemnización por esta garantía, el Asegurado deberá presentar los siguientes documentos:

1. Copia del documento justificativo de la ocurrencia del siniestro (informe médico o certificado de defunción, informe de bomberos, denuncia a la Policía, informe de compañía de seguros, etc.,…). Este documento deberá reflejar necesariamente la fecha de ocurrencia (hospitalización, defunción, siniestro), el diagnóstico o tipo de daño, el historial clínico o antecedentes, y el tratamiento prescrito.

2. Factura original y/o recibos de pago del viaje a la agencia, y copia del bono de viaje expedido por la agencia.

3. Copia o fotocopia de la factura de gastos de anulación del mayorista de viajes a la agencia minorista, y copia de las condiciones generales de venta del mayorista.

4. Documento original de anulación expedido por la agencia de viajes, así como la factura de gastos de anulación o nota de abono de la misma.

Exclusiones específicas de esta garantía: Además de las Exclusiones Generales a todas las garantías de esta póliza, descritas en el artículo 21 de estas Condiciones Generales, no se garantizan las anulaciones de viaje que tengan su origen en:

a) Un tratamiento estético, una cura, una contraindicación de viaje o de vacunación, la imposibilidad de seguir en ciertos destinos el tratamiento médico preventivo aconsejado.

b) Epidemias.

c) La no presentación por cualquier causa de los documentos indispensables en todo viaje, tales como Pasaporte, Visado, billetes, D.N.I. o certificados de vacunación.

d) Tratamientos odontológicos no urgentes y los de rehabilitación.

e) Enfermedades de personas cuya edad sea de setenta y cinco años o superior, y las enfermedades o accidentes preexistentes a la contratación del viaje o póliza, incluyendo rebrotes agudos.

f) La libre elección de no viajar.

g) No sujeción a prohibiciones oficiales de cualquier tipo.

h) Prórrogas de contrato laboral, cambio de permisos laborales, no superación de periodos de prueba.

i) Las complicaciones del embarazo o aborto espontaneo.

 

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/modelo-de-poliza-de-seguro-opcional/

Si hay retraso en los vuelos de conexión, la aerolínea debe indemnizar

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) ha sentenciado este jueves que Iberia debe indemnizar con 600 euros por persona a dos pasajeros de un vuelo Madrid-Santo Domingo (República Dominicana) a los que denegó el embarque por un retraso en el vuelo de conexión previo que les traía de La Coruña a Madrid. “La compensación por denegación de embarque se aplica no solo en las situaciones de exceso de reservas, sino también en aquellas que se deben a otros motivos, en particular motivos operativos” imputables a la aerolínea, explica la sentencia.

El seguro de asistencia al viajero comtempla estos casos.

Los pasajeros compraron a Iberia dos billetes de avión para un trayecto de La Coruña a Santo Domingo, que comprendía dos vuelos, el vuelo La Coruña-Madrid y el vuelo Madrid-Santo Domingo. En el aeropuerto de La Coruña facturaron su equipaje directamente a su destino final y recibieron las tarjetas de embarque para los dos vuelos. El primer vuelo sufrió un retraso de una hora y 25 minutos. Previendo que este retraso haría que ambos pasajeros perdieran su conexión en Madrid, Iberia anuló sus tarjetas de embarque para el segundo vuelo. Pero los pasajeros llegaron a la puerta de embarque de Madrid para Santo Domingo en el momento en que se realizaba la última llamada a los pasajeros. Iberia les impidió embarcar, alegando que sus tarjetas de embarque habían sido anuladas y sus plazas ocupadas por otros pasajeros. Los demandantes esperaron al día siguiente para viajar a Santo Domingo en otro vuelo y llegaron a su destino final con 27 horas de retraso.

El contratar un seguro de viaje posibilita una cobertura mayor a estos percances.

Los pasajeros solicitaron a la justicia española que se condenara a Iberia a indemnizarles por denegación de embarque. La compañía alegaba que esta situación no podía considerarse denegación de embarque porque no se debía a un exceso de reservas sino al retraso del vuelo anterior. El tribunal español realizó una consulta vinculante al TUE sobre la interpretación de la normativa comunitaria. En su sentencia de este jueves, la justicia europea admite que en algunos casos existen motivos justificados para denegar el embarque, tales como razones de saludo o de seguridad o la presentación de documentos de viaje inadecuados. Además, en otra sentencia referida a la aerolínea finlandesa Finnair, el Tribunal asegura que “el transportista aéreo está obligado a compensar a los pasajeros cuando se les deniega el embarque debido a la reorganización de su vuelo a raíz de una huelga en el aeropuerto acaecida dos días antes”.

Con la sentencia del TUE en la mano, el tribunal nacional tendrá que dictar una resolución por la que condene a Iberia a indemnizar a ambos pasajeros.

Fuente: http://www.segurodelviajero.com.ar/asistencia/si-hay-retraso-en-los-vuelos-de-conexion-la-aerolinea-debe-indemnizar/